Content

miércoles, 29 de junio de 2011

MCRy la Ciencia Ficción del Rock


Hay algo extraño en Gerard Way ahí arriba en la luz del reflector, algo nuevo. No es solamente que el vocalista de My Chemical Romance haya cambiado su usual disfraz elaborado para el escenario por jeans negros ajustados y una remera destrozada, revelando un torso que ha pasado de regordete a flaco a lo Bowie en Berlín. No es solo que haya teñido su alguna vez largo pelo negro de rojo payaso – una apariencia que Way, de 34 años, también lució en su adolescencia antes de ser famoso, inspirado por Kurt Cobain y Wayne Coyne.

No, lo que es realmente extraño – mientras My Chem pasa por canciones nuevas y viejas en vivo en el escenario al aire libre lleno de luces de neón de Jimmy Kimmel Live en una fresca noche de Hollywood – son las cosas garbosas y alegres que Way está haciendo con sus caderas. Toma unos segundos registrarlo, especialmente porque está cantando una de sus canciones más viejas y furiosas, “I’m not Okay (I Promise)”. ¿Acaso el cantante más teatralmente melancólico rockstar del siglo XXI, quien no hace mucho tiempo estaba cantando acerca de ser “el salvador de los vencidos, los caídos y los malditos”, está de hecho… bailando?

Lo está – y es todo parte del plan. “En mi cabeza, así es como lo soñé” Way dice al día siguiente, sus ojos iluminándose con la mención del momento. “Quería que las canciones significaran algo nuevo. Quería sentirme libre, quería bailar”. Apropiadamente, las canciones en su nuevo álbum lleno de sonidos de sintetizadores Danger Days: The True Lives of The Fabulous Killjoys son las primeras en las cuáles – más que, digamos, agitar la cabeza o llorar en la oscuridad de tu habitación en los suburbios mientras maldices a tus padres en silencio – es una respuesta posible.

Con sus hiperactivas baterías automáticas y teclados de pistolas láser, Danger Days es el primer álbum de My Chem en capturar la energía baladí de los libros de cómics y la ciencia ficción que los descaradamente nerds miembros de la banda adoran (Viviendo las más absurdas fantasías de cualquier nerd de 13 años, Way es ambas cosas, un héroe del rock y un escritor de cómics premiado, gracias a su fantástica seria Umbrella Academy, que pronto será hecha una película) Dice Way: “Los chicos y yo decidimos secuestrar toda esta mierda: vamos a robarnos el ritmo, vamos a robarnos el hip-hop y el pop art, y usarlo todo como una gran arma artística”.

Fuente:www.thechemicalfamily.blogspot.com/

0 comentarios:

Publicar un comentario

BTricks

Conversación

NFOMCR. Imágenes del tema: suprun. Con la tecnología de Blogger.

Popular Posts

MCRy la Ciencia Ficción del Rock


Hay algo extraño en Gerard Way ahí arriba en la luz del reflector, algo nuevo. No es solamente que el vocalista de My Chemical Romance haya cambiado su usual disfraz elaborado para el escenario por jeans negros ajustados y una remera destrozada, revelando un torso que ha pasado de regordete a flaco a lo Bowie en Berlín. No es solo que haya teñido su alguna vez largo pelo negro de rojo payaso – una apariencia que Way, de 34 años, también lució en su adolescencia antes de ser famoso, inspirado por Kurt Cobain y Wayne Coyne.

No, lo que es realmente extraño – mientras My Chem pasa por canciones nuevas y viejas en vivo en el escenario al aire libre lleno de luces de neón de Jimmy Kimmel Live en una fresca noche de Hollywood – son las cosas garbosas y alegres que Way está haciendo con sus caderas. Toma unos segundos registrarlo, especialmente porque está cantando una de sus canciones más viejas y furiosas, “I’m not Okay (I Promise)”. ¿Acaso el cantante más teatralmente melancólico rockstar del siglo XXI, quien no hace mucho tiempo estaba cantando acerca de ser “el salvador de los vencidos, los caídos y los malditos”, está de hecho… bailando?

Lo está – y es todo parte del plan. “En mi cabeza, así es como lo soñé” Way dice al día siguiente, sus ojos iluminándose con la mención del momento. “Quería que las canciones significaran algo nuevo. Quería sentirme libre, quería bailar”. Apropiadamente, las canciones en su nuevo álbum lleno de sonidos de sintetizadores Danger Days: The True Lives of The Fabulous Killjoys son las primeras en las cuáles – más que, digamos, agitar la cabeza o llorar en la oscuridad de tu habitación en los suburbios mientras maldices a tus padres en silencio – es una respuesta posible.

Con sus hiperactivas baterías automáticas y teclados de pistolas láser, Danger Days es el primer álbum de My Chem en capturar la energía baladí de los libros de cómics y la ciencia ficción que los descaradamente nerds miembros de la banda adoran (Viviendo las más absurdas fantasías de cualquier nerd de 13 años, Way es ambas cosas, un héroe del rock y un escritor de cómics premiado, gracias a su fantástica seria Umbrella Academy, que pronto será hecha una película) Dice Way: “Los chicos y yo decidimos secuestrar toda esta mierda: vamos a robarnos el ritmo, vamos a robarnos el hip-hop y el pop art, y usarlo todo como una gran arma artística”.

Fuente:www.thechemicalfamily.blogspot.com/

Seguidores